Cuentos y poemas

"Fabulosa 4"

SEGUIA SIENDO UNA CANDIDA NIÑA DE RIZOS DORADOS ENCERRADA EN EL ATLÉTICO Y DESLUMBRANTE CUERPO DE UNA INCREIBLE MUJER.

LE ENCANTABA CORRER Y ASI VIAJABA ENTRE LAS DISTINTAS GEOGRAFIAS.

SU UNICO JUEGO O AL MENOS EL QUE MAS LE GUSTABA ERA LA CACERÍA. SUS PRESAS, SIEMPRE DEBÍAN GOZAR DEL PRIVILEGIO INTELECTUAL. ASI LE HABIAN ENSEÑADO DESDE QUE DORMIA EN EL VIENTRE DE SU MADRE. DEBIA CAZAR CUIDANDO LA NATURALEZA SIN SER UNA DEPREDADORA, DEJANDO VIVOS A TODOS LOS SERES INCONSCIENTES. SOLO SE MATA A AQUELLOS QUE PUEDEN PENSAR Y EN UN INSTANTE DE SOBERVIA DESTRUIR SU ENTORNO SOLO POR PLACER.

CON SUS ARMAS BIEN AFILADAS Y LIMPIAS IBA ATENTA A CUALQUIER MOVIMIENTO DISTINTO. ENTRE ELLAS SUS PROPIAS MANOS ERAN EL JUGUETE PREFERIDO, CONVIRTIENDO A SUS CARICIAS EN LETAL ESTRATEGIA PARA LOS PENSAMIENTOS VACIOS.

SUS LABIOS ERAN FRUTA EXQUISITA, MANJAR DEL CORAZON Y SU BELLEZA ERA UNA INESPERADA TORMENTA PARA LOS OJOS DISTRAIDOS.

AUNQUE TAMBIEN LE GUSTABA MUCHO GOLPEAR CON SU HACHA.

ELLA ERA UNA REINA, AUNQUE NO LO SUPIERA. SEPARADA DE SUS PADRES AL NACER Y DESTERRADA DEL MISMISIMO EDEN SU EXTRAORDINARIA INTUICIÓN LA GUIABA ATRAVEZ DEL UNIVERSO Y ANTES DE TERMINAR CON SUS ESCLAVOS LES HACIA UNA PREGUNTA.

– POR QUE VIVES ? – PERO EN SU INOCENTE VIRGINIDAD AUN NO HA ENCONTRADO LA RESPUESTA QUE BUSCA. QUIZAS POR ESO SEGUIA SIENDO UNA NIÑA.